fbpx
 

Educación Financiera¿Vas a compartir gastos con tu pareja? Haz este test de compatibilidad financiera

Este test de compatibilidad financiera te ayudará a saber si estás listo para compartir gastos y una vida en común con tu pareja. ¿Te animas a hacerlo?
14 enero, 202288813 min

Irte a vivir con tu pareja es una de esas decisiones que marcan un antes y un después en una relación. Compartir gastos, definir objetivos de ahorro, preparar presupuestos de compra en común… Son  muchas cosas las que tienes que tener en cuenta a la hora de dar este decisivo paso pero, una buena comunicación es la herramienta perfecta para empezar esta aventura.

El primer paso es empezar por lo básico: ¿cuál es tu nivel de conocimiento financiero? Conocer productos que te ayuden a rentabilizar tus ingresos, como cuentas de ahorro, planes de pensiones o hipotecas, es clave para conseguir una buena salud financiera.

Una vez que has aprendido cómo mejorar tu nivel de ahorro, queremos ayudarte a preparar tu nueva vida en pareja con este sencillo test de compatibilidad financiera. Con él podrás conocer vuestros puntos más fuertes, pasar un rato divertido y prepararos para esta aventura juntos. ¿Estás listo?

 

El test de compatibilidad financiera

Para completar el cuestionario y saber si tienes una buena compatibilidad financiera con tu pareja, solo tienes que contestar con sí o con no a estas nueve preguntas que te hacemos a continuación. Te recomendamos que pongas el motivo de tu respuesta al lado de cada una para que juntos decidáis  cómo podéis mejorar vuestro nivel de ahorro y cumplir así todos vuestros objetivos financieros  ¡Allá vamos! 

  • ¿Conoces las costumbres de gasto habituales de tu pareja? 

Es importante que conozcas bien los gastos fijos que tiene tu pareja: cuotas de gimnasio, letras de coche o cualquier otro desembolso al que haga frente de manera rutinariaAsí, podrás cuadrar los gastos e ingresos que realizáis en total si compartís una misma cuenta de banco.

  • ¿Has hablado del reparto de  gastos comunes generados en el día a día?

Pagar recibos y domiciliar nóminas es una tarea más divertida de lo que parece y te aconsejamos que lo hagas con antelación, antes de llevar a cabo la mudanza al nuevo piso. Es importante que decidas cómo vais a realizar los gastos recurrentes que se generan en el día a día, como por ejemplo, los recibos de luz, agua o la lista de la compra.

  • ¿Conoces qué deudas pendientes de pago tiene tu pareja?

Lo ideal es que os sentéis a principios de mes y habléis sobre cualquier tema financiero que necesitéis conocer; incluido el de las deudas. Recuerda que, si utilizáis la misma cuenta, una parte del dinero de vuestro sueldo irá al pago de las deudas que tenga cada uno de vosotros, por lo que debéis anticipar un pequeño colchón económico que os permita liquidarlas en unos meses.  

En el caso de que la situación financiera de alguno de vosotros sufra algún cambio, es importante que tengáis un remanente de dinero para continuar afrontando esos gastos fijos. Podéis establecer una cuenta de ahorro aparte, donde ingreséis una cantidad de dinero fijo los primeros días del mes, o empezar a aplicar buenas técnicas de ahorro en casa que os ayudarán a ir generando un buen fondo para situaciones imprevistas. 

  • ¿Tenéis un presupuesto para gastos como ‘la cesta de la compra’?

A la hora de enfrentaros a los gastos ¿vais con una lista que respeta vuestro presupuesto semanal o mensual? Si la respuesta es sí, es que valoráis bien vuestro nivel de gasto y que, probablemente, vayáis a realizar una compra saludable y sostenible. Es importante perseguir estos objetivos y cuadrar las cuentas cada cierto tiempo para ver si estáis cumpliendo vuestros propósitos financieros. 

  • ¿Habéis definido metas financieras para el futuro y trabajáis en equipo para conseguirlas?

Este paso es, seguramente, el más importante para vuestro futuro estado financiero. Una vez que están definidas las tareas económicas de casa, conocéis el estado de vuestras deudas, habéis planteado un presupuesto de gasto acorde a vuestros ingresos y lleváis las cuentas al día, lo siguiente es pensar en el objetivo de ahorro más a largo plazo. Empieza a pensar desde ahora hasta el momento de tu jubilación, planteando las metas que vais a cumplir, en conjunto y por separado, en cada etapa de vuestra vida. 

¿Qué te ha parecido este test de compatibilidad financiera? Revisa tus resultados y descubre si hay algo en lo que tenéis que trabajar juntos o, por el contrario, sois una pareja perfectamente preparada para compartir unos gastos y una vida juntos.

  • Más de 3 afirmativas: ¡Enhorabuena! Sois una pareja estupenda desde el punto de vista financiero. Solo tenéis que mantener el nivel de comunicación para que vuestra convivencia sea perfecta.

 

  • 3 afirmativas: ¡Aún podéis mejorar! No os rindáis. Sabéis lo básico para compartir vuestra vida, pero tenéis aún margen de mejora. 


  • Menos de 3 afirmativas: ¡Hay que ponerse las pilas! Empieza por comunicarte con tu pareja y hablar sin miedo de vuestras finanzas. ¡Pronto estaréis de acuerdo en estas seis preguntas!

 

¿Qué resultado has conseguido? Ahora que ya sabes vuestra compatibilidad financiera y cómo organizar vuestros gastos en el día a día, solo tenéis que seguir con una buena comunicación. Podéis escribirlo todo en un documento, y quedar al menos una vez a la semana para poneros al día de vuestros gastos e ir afinando cada vez más vuestros presupuestos. ¡A por ello! 

Resumen
¿Vas a compartir gastos con tu pareja? Haz este test de compatibilidad financiera
Nombre Artículo
¿Vas a compartir gastos con tu pareja? Haz este test de compatibilidad financiera
Descripción
Este test de compatibilidad financiera te ayudará a saber si estás listo para compartir gastos y una vida en común con tu pareja. ¿Te animas a hacerlo?
Autor