EURIBOR es un acrónimo de European Interbank Offered Rate, en castellano,  Tasa Europea de Oferta Interbancaria. En términos generales, se trata de un tipo de interés que grava los préstamos que se hacen entre sí los bancos de la Eurozona.

Diariamente, las instituciones bancarias de la zona Euro se prestan dinero para garantizar su solvencia y liquidez. Estos préstamos se devuelven con un interés equivalente al EURIBOR y, además, se le suma otro porcentaje específico para cada institución (y de sobra conocido por los españoles): la prima de riesgo.

¿Cómo se calcula?

El EURIBOR no es un tipo fijo, varía dependiendo del plazo al que se presta el dinero y de otros aspectos, como la “confianza” que despierta cada institución bancaria o la demanda de liquidez en ese momento. Al final, el EURIBOR es el tipo de interés al que se prestan los principales bancos europeos.

¿En qué me afecta?

Desde que España forma parte de la Eurozona, el EURIBOR interviene como la principal referencia para calcular el tipo de interés de las hipotecas. Generalmente, los créditos hipotecarios se calculan aplicando el EURIBOR y añadiendo un diferencial (por ejemplo EURIBOR + 1,6%) dependiendo del perfil económico del solicitante.

También puede interesarte

Deja un comentario