fbpx
 

DigitalizacionEducación FinancieraTransferencias, ¿qué son y cuánto tardan en llegar?

Las transferencias bancarias son un instrumento de pago que nos permite enviar un dinero de una cuenta de pago a otra. Aquí te contamos qué es una transferencia, los distintos tipos que hay y cuánto tarda en llegar el dinero.
16 abril, 202440910 min

Las transferencias bancarias son un instrumento de pago que nos permite enviar un dinero de una cuenta de pago a otra.  Aquí te contamos qué es una transferencia, los distintos tipos que hay y cuánto tarda en llegar el dinero.

Con esta operación ordenamos a nuestra entidad financiera que envíe una cantidad concreta de dinero, de una cuenta bancaria a otra cuenta bancaria

El alquiler, la cuota de la comunidad o la mensualidad de la academia, son pagos que solemos hacer habitualmente por transferencia.

Hay quienes prefieren hacerlas de forma presencial, a través de su oficina, y hay quienes optan por la banca digital, les resulta más cómodo poder hacerla desde casa. Con Ruralvía, puedes ordenar un pago a otra cuenta, en cualquier momento.

¿Cuánto tarda el dinero en llegar?

Hay distintos tipos de transferencias, si nos fijamos en el plazo en el que llevan a cabo encontramos.

  •  Liquidación día siguiente: El plazo para recibir el dinero es el habitual (uno o dos días)
  •  Liquidación en el mismo día: Si el plazo de recepción del dinero es menor del habitual, el abono se hace en el mismo día.
  • Inmediatas: Se hacen en el momento.

Para saber a qué velocidad viajará el dinero, hay que tener en cuenta varios factores: el día y la hora a la que hemos hecho la transferencia; si la hacemos de forma presencial en la oficina o mediante nuestra banca online; a dónde la queremos hacer llegar, es decir, a qué país va destinado el dinero, a qué sucursal…

Si se trata de una transferencia ordinaria, en la que el ordenante y el beneficiario tienen su cuenta bancaria en entidades de la Zona SEPA (zona europea de pago en euros) y envían el dinero en euros, pues la transferencia llegará a la cuenta del beneficiario al día siguiente de su envío, siempre y cuando no sea festivo, es decir, sea día hábil.

Hay que fijarse también en la hora de envío, pues las entidades establecen una hora de corte y, a partir de ese momento, las órdenes de transferencia realizadas después de esa hora límite, es como si se hubiesen emitido al día siguiente. Por tanto, en este caso la transferencia tardará en llegar dos días hábiles.

Manos sobre un teclado

Transferencias nacionales e internacionales

Si nos fijamos en el ámbito geográfico, podemos hacer otra clasificación de las transferencias:

Nacionales: El ordenante y el beneficiario, están en España.
Internacionales: El dinero salta la frontera y viaja a otro país, en este caso encontramos dos tipos de transferencias internacionales.

1. Transferencia SEPA. El ordenante y el beneficiario están en la Zona SEPA, es decir, la zona única de pago en euros. Os recordamos que la Zona SEPA está integrada por todos los 27 países miembros de la Unión Europea), junto a otros nueve estados más: Islandia, Liechtenstein, Noruega, Mónaco, San Marino, Suiza, Andorra, Reino Unido y Ciudad del Vaticano.

2. Transferencia No Sepa: Cuando uno de los dos (ordenante o beneficiario) se encuentran fuera de la zona SEPA o ambos están en la zona SEPA pero operan en divisas distintas al euro.

Qué necesitamos para hacer una transferencia

Si la transferencia la realizamos dentro de la zona SEPA necesitaremos el código IBAN de la cuenta que va a recibir el dinero (beneficiario).

El identificador único es el número de cuenta donde se ingresará ese dinero. Es muy importante introducirlo correctamente.

En España, así como en el resto de países de la zona SEPA, este identificador se corresponde con el IBAN.

Cuando enviamos dinero mediante transferencia a países que están fuera de la zona SEPA, demás del IBAN se utiliza el Código BIC/SWIFT, que es lo que nos permite identificar al banco y la cuenta beneficiará de la transferencia.

Y si nos equivocamos

Es cada vez más habitual que hagamos nuestras propias transferencias desde nuestro servicio de banca online. A veces introducimos el código IBAN número a número; si la transferencia es recurrente solemos grabar el número de cuenta.

Ruralvía nos permite dar de alta y gestionar las cuentas favoritas, las que más utilizamos, introduciendo también los nombres y conceptos más frecuentes.
Sea como fuere, debemos ser cuidadosos y comprobar que el IBAN que estamos introduciendo es el correcto.

Te decimos esto, porque las transferencias son órdenes de pago irrevocables.

Esto, ¿qué significa?

Una vez que damos la orden de enviar el dinero al banco, esta orden no puede dejarse sin efecto, excepto si se trata de una transferencia ordinaria que podrás anularla dentro del mismo día de emisión.

Las transferencias inmediatas tienen sus ventajas, pero no olvides que una vez des la orden de enviar el dinero, dicha orden ya no se puede dejar sin efecto.

¿Qué podemos hacer ante un error? En caso de equivocación, la opción es retroceder dicha orden, pero solo si la persona que ha recibido el dinero da su consentimiento el dinero regresará a la cuenta de donde salió. Si el beneficiario de ese dinero se negara a devolverlo, siempre queda la posibilidad de acudir a los juzgados por apropiación indebida.