fbpx
 

Somos GlobalcajaEl cooperativismo agroalimentario en Castilla-La Mancha

8 octubre, 20183825 min

Las cooperativas agroalimentarias están cada vez más arraigadas al tejido empresarial de Castilla-La mancha. El cooperativismo se alza como un verdadero motor para la sostenibilidad de muchos municipios de la región, capaz de afrontar los grandes retos de la comercialización en sectores como el vino, el aceite de oliva o el ajo, entre otros.

 

Castilla-La Mancha es la segunda comunidad autónoma en número de cooperativas, según datos del Ministerio de Trabajo y Seguridad Social, representando el 16,3% del conjunto de cooperativas de España, tras Andalucía. Desde Cooperativas Agroalimentarias de Castilla-La Mancha sostienen que este elevado número de cooperativas “muestra la elevada atomización del asociacionismo cooperativo agroalimentario de la región”.

 

Cohesión social y territorial

La cohesión territorial constituye uno de los grandes objetivos de la Unión Europea en la búsqueda de un desarrollo equilibrado en sus distintas regiones. Y las cooperativas juegan un papel fundamental en esta cohesión. Además, garantizan la comercialización de productos agroalimentarios.

 

Por otro lado, más allá de su valor económico, debemos considerar su valor social, en particular, en productos como el vino, el aceite de oliva, el ajo o el champiñón. Este tipo de productos, sostienen desde Cooperativas Agroalimentarias, garantizan la sostenibilidad de muchos municipios de la región.

 

Ahora, plantean la necesidad de avanzar hacia modelos de negocio cooperativo mayor dimensionados, con mayor capacidad de penetración en los mercados que apuestan por la generación de empleo en los municipios castellano-manchegos.

 

El principal activo: las personas

Hablar de cooperativismo agroalimentario implica referirse a las personas que sostienen este modelo. Hombres y mujeres que producen las materias primas necesarias para que las cooperativas sean capaces de obtener la producción necesaria para garantizar renta y riqueza. En el año 2015 -últimos datos disponibles-, las cooperativas representan el 10% de la población castellano-manchega en edad de trabajar.

 

Otro de los rasgos que caracteriza al cooperativismo agroalimentario en la región es su clara vocación exportadora. En el año 2010 exportaban 81 cooperativas de primer grado a la UE y 24 lo hacían al resto del mundo. En el año 2015 son 111 las que exportan a la UE y 42 al resto del mundo.

 

Estas cifras dan buena muestra de la magnitud del sector en la región. Un sector que cuenta con todo el apoyo de Globalcaja, como entidad comprometida no solo con Castilla-La Mancha, sino especialmente con el campo.

 

Si tú también lo estás y no quieres perderte ninguna novedad, síguenos en nuestras redes sociales, Facebook y Twitter.

Resumen
El cooperativismo agroalimentario en Castilla-La Mancha
Nombre Artículo
El cooperativismo agroalimentario en Castilla-La Mancha
Descripción
El cooperativismo agroalimentario se alza como un verdadero motor para la sostenibilidad de muchos municipios de Castilla-La Mancha.
Autor

Deja una Respuesta

41/5000 Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Política de Protección de Datos