Ahorrar dinero requiere sacrificios y en los tiempos que corren, no es sencillo. Sin embargo, las ventajas de ahorrar van mucho más allá de las económicas. Una buena gestión de tus finanzas personales tiene beneficios psicológicos, como, por ejemplo, reducir el estrés. Por ello es importante aprender a ahorrar cuanto antes. Cuando somos niños nuestro método natural de aprendizaje es el juego, por lo que si tienes hijos, te aconsejamos que les inculques el hábito jugando de forma sistemática. Ya de adultos, la clave está en hacerlo lo más entretenido posible.

 

Una de las enseñanzas más valiosas es que los niños aprendan que el dinero cuesta mucho esfuerzo ganarlo y que sirve para pagar cosas básicas como la casa, la comida, la ropa… Una manera divertida de enseñar esta idea es a través del juego de la luz encendida. Cada vez que el niño se deje alguna luz encendida, deberá meter en una hucha una multa simbólica, como puede ser un céntimo. Es importante que no se enfoque nunca como un castigo, sino como un juego.

 

También es una buena idea involucrar a los peques en la economía doméstica. Por ejemplo, deja que te acompañen a hacer la compra, explícales lo que es caro y barato, id sumando los precios y déjales que sean ellos quienes paguen. De esta forma, son cada vez más conscientes de lo que significa el dinero. Además, al hacer “cosas de mayores” se sienten más motivados y responsables.

 

Ideas originales para ahorrar dinero

Ahorrar puede convertirse en un proyecto familiar y en un reto para todos. Para ello, te proponemos que cada uno de los miembros de la familia tenga un reto de ahorro concreto. No será el mismo para los adultos que para los niños, ni tampoco si hay mucha diferencia de edad entre ellos. El que consiga llegar a su objetivo o lo haga antes que el resto, será el ganador de la semana y podrá llevarse el premio establecido, que puede ser elegir qué serie ver, a qué jugar, qué comer o qué hacer ese fin de semana. Quien no lo logre, tendrá su castigo, como limpiar la casa, la habitación de sus hermanos…

 

Otra estrategia para ahorrar dinero y convertirlo en un juego es el reto de las 52 semanas. Se puede hacer en familia o cada miembro puede hacer el suyo propio. Consiste en introducir 1 euro la semana 1 del año; 2 euros la 2; 3 euros la 3 y así sucesivamente hasta llegar a la última semana del año, en la que ahorraremos 52 euros. Como ves, a medida que avanza el año, aumenta mucho la cantidad a ahorrar, por lo que puedes adaptarla a tus posibilidades sin ningún problema. Si conseguís hacerlo bien, cuando termine el año, habréis conseguido ahorrar 1.378 euros.

 

Ahorrar no es fácil, pero siguiendo alguna de estas estrategias es más llevadero y tiene muchas ventajas. Entre ellas, olvidarte de las deudas, aumentar tus ingresos, tener dinero para imprevistos y emergencias e incluso, invertir a largo plazo para aumentar tu patrimonio. En este sentido, una de nuestras recomendaciones es que cuando consigas tener una determinada cantidad de dinero, lo inviertas en un plan de pensiones o en planes de ahorro. No sólo estarás preparando tu jubilación para poder mantener tu mismo nivel de vida cuando dejes de trabajar, sino que, cómodamente, irás viendo cómo crecen tus ahorros.

Resumen
Retos y estrategias para ahorrar dinero jugando
Nombre Artículo
Retos y estrategias para ahorrar dinero jugando
Descripción
Existen muchas ideas originales para ahorrar dinero y tomárselo como un juego. Estrategias, retos, actividades… ¡Elige la tuya y consigue ahorrar de una vez por todas!
Autor

También puede interesarte