Cuando vivimos solos es muy importante conocer y anotar los gastos diarios, pues ¿a quién no se le ha ido la mano, económicamente hablando, durante un mes y no sabe en qué?. Pues bien, este es un problema que evitarás si llevas un control de tu gastos, pero lo mejor no es eso, pues ahorrar si vives solo es mucho más sencillo ya que todos los gastos son tuyos, y además, tú eres el único que tomará las riendas sobre tu plan de ahorro, mientras vivas solo. ¿Quieres empezar a tomar medidas de ahorro? Toma nota y comprueba el ahorro a final de mes.

 

  1. Planificación mensual

Como siempre, antes de comenzar unas pautas de ahorro, hay que hacerse una planificación mensual con los gastos fijos, como son el alquiler, agua, luz, gas, etc. Sin embargo, es conveniente que de vez en cuando compruebes tus tarifas contratadas pues es posible que haya surgido alguna más económica o que te convenga más según tu estilo de vida.

 

  1. ¡Hora de cocinar!

Es conveniente cocinar varias raciones, y la explicación es muy sencilla, ya que de esta forma tendrás comida para más días y habrás gastado menos energía al haber cocinado de una sola vez. El truco está en cocinar y en ese momento separar por raciones para guardar comidas en el congelador.

 

  1. Planifica la lista de la compra

La compra es uno de los grandes culpables del descontrol económico mensual, por lo que es fundamental ceñirse a una lista de la compra hecha previamente, en la que únicamente aparezca lo indispensable para la semana. Una buena forma de realizar esa lista con cabeza es organizando las comidas semanales y haciendo un menú diario. ¡Consejo! Aprovecha las ofertas en el supermercado, si te llevas dos productos por el precio de uno lo agradecerás posteriormente.

 

  1. Comparte internet

Suena muy raro, pero compartir internet con algún vecino es una gran alternativa. No siempre es posible dependiendo de la comunidad, pero si tienes confianza con los vecinos puedes intentar proponerlo. ¡Ambos ganáis!

 

  1. Planifica tus actividades de ocio 

Cuando vives solo surgen muchas salidas con amigos, que en la mayoría de las ocasiones suponen un gasto. Para estas situaciones es conveniente fijar una cantidad de dinero, a la que te deberás ceñir, si quieres ahorrar, o incluso llegar a fin de mes.

En ocasiones opta por planes alternativos que no supongan grandes gastos, como acudir a museos gratuitos, paseos por el parque o incluso quedada en casa con los amigos.

 

  1. Comidas en casa

Que vivir solo no sea una excusa para comer en casa. Si por el horario de tu trabajo, no tienes tiempo de ir a casa a comer, la mejor manera de ahorrar, es llevándote la comida en un tupper al trabajo. Así evitarás tener que ir a restaurantes y cafeterías que suponen un coste mayor, y además, te permitirá mantener tu organización semanal de comidas y compras en el super.

 

Como ves cuando vives solo es más sencillo organizarse, ya que no tienes que arrastrar a más personas a llevar tu estilo de vida. Por lo que es muy importante organizarse y cumplir los objetivos que te propongas.

 

¿Tú también vives solo y sigues unas pautas de ahorro? Cuéntanoslas en nuestras redes sociales de Facebook y Twitter, y así juntos podremos ayudar a ahorrar a más gente que vive solo.

Resumen
6 consejos para ahorrar si vives solo
Nombre Artículo
6 consejos para ahorrar si vives solo
Descripción
Ahorrar si vives solo es posible si sigues unas pautas de ahorro en las que tus gastos estén bien planificados, y tú seas capaz de cumplirlas.
Autor

También puede interesarte

Deja un comentario

Política de Protección de Datos